Bankia se aprieta el cincurón para entrar en la nueva torre

El Banco de España pide al sector más víctimas, cierre de oficinas y aligerar plantilla

Las cajas están en ello y los bancos nunca han dejado de estarlo, recortes contínuos desde hace cuatro años. Pero la tercera entidad financiera del país se dispone a adelgazar, y lo hará reduciendo sus efectivos en las instlaciones de los servicios centrales que la entidad tiene en Madrid. Se estima que el recorte deje estabilizada la plantilla en servicios centrales en torno al 15% del total de la masa laboral, porcentaje que hoy día es superado por la mayoría de la cajas y bancos.

Es también la primera entidad que pone en marcha un plan de reajuste en sus oficinas centrales, aunque otras cajas se aprestan estos días a presentar los excedentes de plantillas mediante negociación con los trabajadores y en algún caso con los representantes sindicales.