El Ibex 35 sube 0,5% en la semana

Conato de burbuja árabe

Juan José González

¿Habrá más ‘dubais’ en los próximos meses, o será sólo un caso aislado? Mientras se despeja la duda, los inversores pudieron terminar una semana con avances en el principal selectivo español, un 0,50%, producto de cinco jornadas con elevada volatilidad.

Lo cierto es que el colapso de Dubai, casi al final de la semana, terminó por convertirse en el suceso estelar de los mercados de todo el mundo. En un primer balance, algunas casas de análisis cuantifican la exposición de la banca europea en unos 40.000 millones de euros. En el lado empresarial, la atención de la semana se centró en la junta de Repsol, a propósito del recorte del dividendo propuesto por el presidente Antonio Brufau.

Constructoras, bancos y empresas de infraestructuras, en principio los sectores más afectados por la turbulencia árabe, son los peor parados de la semana, con Ferrovial y Cintra a la cabeza con pérdidas del 4,3% y 3,75%. Sacyr y FCC terminaron igualmente con pérdidas y tan sólo OHL se salvó de la caída tras anunciar una ampliación de capital por 200 millones de euros. En el lado contrario, avances para Técnicas Reunidas con un avance semanal del 1,4%. Los bancos fueron objetivo preferente de los temores de los inversores en el asunto de Dubai, aunque algunos bancos como Santander han finalizado la semana con un avance del 1,3%. El BBVA que en el mismo lugar en el que comenzó la semana.

Ahora el temor de los inversores tiene que ver con la posibilidad que barajan las casas de análisis sobre que el aplazamiento de Dubai se convierta en una fuente de riesgo sistémico.

La próxima semana estará dominada por indicadores y acontecimientos macroeconómicos, pero en especial dos: el Banco Central Europeo decidirá finalmente qué postura seguirá en su reunión mensual, sobre los tipos de interés. En EE UU, el informe de empleo de noviembre, que será publicado el viernes, será el dato más importante de la semana con alta probabilidad de influir en los mercados.