El Tesoro limita a 2.500 millones la próxima subasta de letras

Las dificultades en el mercado de deuda, y el colchón que aportaron las subastas al inicio del año, dejan al Tesoro un margen para bajar el ritmo de emisiones

El Tesoro mantiene el freno en el ritmo de emisión de deuda, y para mañana limita a un mínimo de 1.500 y un máximo de 2.500 millones el objetivo de adjudicación de letras a 3 y 6 meses.

Sus objetivos para la subasta de mañana consisten en adjudicar un mínimo de solo 1.500 millones de euros, y un máximo de 2.500 millones. En la anterior subasta de letras a 3 y 6 meses, celebrada el pasado 24 de abril, el importe final no llegó a los 2.000 millones de euros.

Hace un mes, la rentabilidad media de las letras a 3 meses fue del 0,634%, y del 1,580% en las letras a 6 meses. Los temores sobre la situación del sector financiero español podrían añadir encarecer en mayor medida los costes de emisión en la subasta de mañana del Tesoro.

En el mercado secundario, al menos, la dedua pública española está haciendo frente hoy a la desviación del déficit en 2011, del 8,5% estimado con anterioridad hasta el 8,9%.